domingo, 16 de febrero de 2014

Observación

Mamá, me duele la pieeenna
Venga anda un poquito que eso es porque no te mueves nada.

Nos fuimos a dar una vuelta para que caminara y corriera como hacen los niños de su edad pero cada poco se quejaba y lloriqueaba para que lo cogiera e incluso a veces cojeaba un poquito.

Así fue como empezó hace ya más de un año esta aventura de la enfermedad y del trasplante, esa fue la señal. Un niño de dos años al que le dolían las piernas y que de vez en cuando tenía piquitos de fiebre, una madre (la menda) que pensaba que ese dolor era algo normal propio del crecimiento y unos médicos de ADESLAS que hacían caso a una madre que no tiene ni idea de asuntos médicos....Anda que no tuvimos que luchar después para que al Duende le hicieran pruebas. Anda que no tuvimos que estar papel va papel viene para que nos atendieran en la seguridad social y Adeslas no se metiera de por medio presionando a los médicos para que nos dieran el alta y amenazándonos a nosotros con que no iban a pagar los costes cuando encima habían sido ellos los que nos habían remitido por falta de equipos para poder hacer las pruebas pertinentes...Eso si....anda que tardaron poco en darnos el traslado de compañía cuando hastiados por su hipocresía decidimos que no valía la pena estar en lo privado cuando, sin lugar a dudas lo público era cincuenta billones de veces mejor. Que si, que te atienden muy rápido, que si, que en las consultas hay poca gente. Que si, que sus edificios son nuevísimos y limpísimos. Pero a la hora de la verdad, cuando realmente se necesitan las cosas ahí es cuando te das cuenta de que no hay ni punto de comparación de un sitio a otro.

Después del paseo mi prima y yo nos pusimos a examinar al Duende...

Pues si, parece que tiene las rodillas hinchadas. 

Le pusimos las zapatillas luminosas, el abrigo y el gorro. Cogimos el carpetón de papeles médicos y allá, o mejor dicho, acá que nos vinimos.

Se me quedó cara de haba cuando llegaron los resultados de la analítica y nos dijeron que nos quedábamos en observación porque había unas cuantas células inflamatorias de más. Pero bueno, supongo que en estos casos con niños recien trasplantados más vale curarse en salud y si lo que hay que hacer es observar pues que observen todo lo que sea necesario.

El Duende está aquí como en su casa (o en la casa Okupa, la de mi prima) y va saludando a sus amiguitos con alegría. Hoy los chicos de la Cruz Roja nos han reunido en la Ciber-sala y allí hemos estado jugando unas horillas.

Hoy no ha cojeado ni se ha quejado pero cuando ha venido la Doctora de guardia a verlo (observarlo) ha apreciado que le dolía la rodilla derecha.
A ver mañana que tal va.

28 comentarios :

  1. Ánimo!!! Duende será que eres muy guapo y tos te quieren mirar y mirar y remirar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es lo que digo yo. Es tan guapo y tan listo que no es normal. Jajaja

      Eliminar
  2. Mucho animo Carola! A ver que os dicen mañana y ya nos vas informando. Ojala y sea todo un episodio aislado sin mas. Millones de besos y para cualquier cosa ya sabes que por aqui ando! :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es lo que yo también espero.
      Muchas gracias Conchi, da gusto tener gente tan maravillosa muy cerquita.

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Fue ver a sus amiguitos y todos los dolores desaparecieron.

      Eliminar
  4. Besotes enormes a la family y al duende......son unos guerreros todos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Narda.
      Ya sabes que estamos entrenados para luchar contra lo que venga. SOMOS INVENCIBLES!!

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Gracias guapa.
      Tenemos un baúl llenito de ánimos y buenrollito así que seguro que de eso no nos falta

      Eliminar
  6. Mucho animo, ojala solo sea algo pasajero, aquí estaremos todos mandando todo nuestras buenas energías!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que no es nada pero claro, tienen que asegurarse como buenos profesionales que son.

      Eliminar
  7. Mucho ánimo, Carola!! Verás que todo pasa... Que tu Duende, es mucho Duende!! Y puede con todo!! Un beso!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Esther.
      Claro que todo pasa, más pronto o más temprano todo todito pasa.
      Besos

      Eliminar
  8. Mucho ánimo y mucha fuerza y energía positiva o lo que sea, vamoooooos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La energía positiva (o lo que sea) es lo que desayunamos todos los días. Esto no nos va a derribar somos montañas muy grandes y estamos construidas de titanio.

      Eliminar
  9. Ánimo, ojalá pronto nos des noticias buenas. No sabía que vuestro primer diagnóstico había sido tan complicado de obtener. Me parece una vergüenza.
    Besazos grandes a los dos y cuéntamos pronto lo que ocurre con Duende.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo del primer diagnóstico fue una odisea, algún día le dedicaré un post a esa aventura.
      Gracias Irene por estar ahí.

      Eliminar
  10. Espero que no os tengan mucho tiempo allí y que todo vaya sobre ruedas. Seguro que sí!! :) Os mando un abrazo muuuuuuy gordo. No perdáis la sonrisa, que tiene superpoderes ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mas que sobre ruedas ha ido sobre zapatillas voladoras.
      La sonrisa está pegada con "super glu" y no me la quito ni queriendo.

      Eliminar
  11. Animo chicos! Qué suerte que esto halla ocurrido ahí para que lo puedan observar los ojos que mejor saben mirar. Un abrazo! !

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si que ha sido una suerte aunque segurísimo que en nuestro hospital querido de Cartagena también nos hubieran tratado de lujo.

      Eliminar
  12. el cuerpo necesita acabar de acostumbrarse a su nueva situación... mantennos informados!!! :***

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tú lo has dicho. Muchos cambios en un cuerpecito tan pequeño. Es normal que a veces surjan cosillas

      Eliminar
  13. Animo duende te quetemos

    ResponderEliminar
  14. Un achuchón fuerte fuerte y estamos con ustedes!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias. Sentimos el ánimo que todo el mundo nos manda como un arcoiris precioso que adorna nuestro cielo.
      Me ha quedado muy cursi pero es que es la verdad.

      Eliminar

Gracias por tus blablablas